Ariel Cañete, la leyenda de Santa Teresita

Fue una década de oro para el golf argentino en una gira mucho más fuerte a la que vemos hoy en día. Los mejores jugadores europeos la elegían por el prestigio de sus torneos y las buenas bolsas de premios que ofrecía. En los últimos años lamentablemente el PGA Tour conquistó a los mejores europeos con sus enormes sumas de dinero, y eso se sumó a una gran crisis de la gira del viejo continente.

Este fin de semana pudimos volver a ver jugar a Ariel Cañete en la Copa Ibañez del Acantilados Golf Club (Mar del Plata) y nos pareció un buen momento para recordar su carrera. 

Ariel forma parte de una camada de golfistas argentinos que abrieron el camino en Europa y pusieron a nuestro país como potencia. Ellos demostraron que era posible ganar en el viejo continente y competir de igual a igual contra los mejores del mundo. Pero antes de eso hablemos un poco de sus primeras épocas…

Cañete nació en San Clemente el 7 de febrero de 1975 y sus primeras clases las tomó con su padre en el Santa Teresita Golf Club. Paso a paso fue armando una gran carrera entre los aficionados, siempre destacando por su facilidad para pegarle a la pelota. Calidad, potencia y una gran mentalidad lo colocaron entre los mejores del país.

Como amateur ganó tres años sucesivos (1992 a 1994) el Campeonato Sudamericano por equipos. Además integró los equipos nacionales que ganaron la Copa Los Andes del 92, 93 y 94. Se hizo profesional en el 95 y tuvo grandes triunfos (entre ellos el Abierto Norpatagónico 2002 y 2012 y el Abierto del Centro 2003).

Entre 2001 y 2011 tuvo 142 apariciones en el European Tour. Su día de gloria fue el 14 de enero de 2007, cuando ganó el Joburg Open de Sudáfrica y se metió en la historia grande del golf argentino. 

Recordemos que en esos años teníamos al Pigu y al Pato en un gran momento golfístico, al Colo Vancsik y a Ricardo González también pisando fuerte en Europa con triunfos, y a jóvenes talentos como Rafa Echenique y el Tano Goya entre otros, haciendo sus primeras apariciones.

Fue una década de oro para el golf argentino en una gira mucho más fuerte a la que vemos hoy en día. Los mejores jugadores europeos la elegían por el prestigio de sus torneos y las buenas bolsas de premios que ofrecía. En los últimos años lamentablemente el PGA Tour conquistó a los mejores europeos con sus enormes sumas de dinero, y eso se sumó a una gran crisis de la gira del viejo continente.

Es una pena porque el European Tour ofrece una variedad de campos y de culturas increíble. Europa, África, Asia y Oceanía se combinan para conocer canchas impresionantes, con diferentes diseños y paisajes, países distintos cada semana y experiencias inolvidables para sus jugadores. Pero la realidad es que sin plata todo eso pasa a un segundo plano, y la prioridad para la mayoría de profesionales de nuestra región actualmente está en clasificar al Korn Ferry y lograr ascender al PGA Tour.

Justamente el PGA LA con su edición inaugural de 2012 empezó a acelerar esa tendencia, y el señor protagonista de esta nota, Ariel Cañete, fue el N°1 indiscutido para convertirse en el primer receptor del Roberto De Vicenzo Award. 

Ganó 2 veces, hizo 7 Top Tens y falló sólo 1 corte…en 11 torneos. Fabuloso lo hecho por el crack de Santa Teresita. En los próximos años no se lograría adaptar a las exigencias del Korn Ferry y eso se combinó a circunstancias personales que lo llevaron a tomar la decisión de dejar de competir de manera profesional tras una larga y exitosa carrera.

Actualmente trabaja como profesional en la hermosa cancha de Costa Esmeralda y también en Dolores Golf Club. Es uno de los grandes jugadores argentinos de los últimos 20 años, merece reconocimiento, y queríamos que todos lo conozcan un poco más.

Suerte en todos tus proyectos Ariel!! Saludos de todo el equipo de No Está Dada

Por Tincho Consoli

Campeón en el European Tour en el 2007

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.