El jugador más rico del PGA TOUR: Maverick Mcnealy

EL HEREDERO

Solemos contar historias de jugadores sin recursos para financiar sus carreras. Hablamos de lo importante que son las qualies de los lunes para tener más oportunidades en un ambiente que año a año se va poniendo más competitivo. Mantenerse en una gira profesional de golf es muy caro, y la gran mayoría necesita sponsors para poder viajar, jugar, pagarle al entrenador, palos, etc..

En la historia que vamos a contar hoy…estos problemas económicos no aparecen. Justamente es el caso opuesto.

Maverick Mcnealy es conocido como uno de los mejores jugadores universitarios de la historia. Fue una leyenda en Stanford, anotándose en todos los libros de récords con nombres como Tiger Woods y Patrick Rodgers.

Siendo el mejor jugador aficionado del mundo en 2016, decidió esperar un año más para hacerse profesional, porque quería terminar la carrera de negocios. Recién en 2018 empezó a jugar en el Korn Ferry Tour como profesional. Pero…quién es Maverick Mcnealy?

Es el golfista más rico del PGA Tour. El californiano de 25 años es el heredero de una asombrosa fortuna de $1,000 millones de dólares. Scott, el padre de Maverick, también era un aficionado al golf. Sin embargo, en 1982 lo hizo a un lado y cofundó la empresa de tecnología informática Sun Microsystems. En 2010, se hizo a un lado como CEO y la vendió por $7 mil millones.

El padre de Maverick Mcnealy

Aunque sea multimillonario y aparezca en las listas de Forbes, siempre intentó inculcarles a sus hijos valores como el esfuerzo, el sacrificio y la perseverancia.

En esta línea, Maverick le contaba a Golf Digest: “mis hermanos y yo nunca recibimos una mesada, y nos dijeron que una vez que nos graduáramos de la universidad, tendríamos un verano para encontrar un trabajo y luego estaríamos solos”.

En el PGA Tour ya jugó 2 temporadas completas y mostró mucha regularidad. Es uno de esos jóvenes que puede explotar en cualquier momento, ya que tiene el juego y la mentalidad para estar entre los mejores.

Esta temporada jugó 10 torneos, pasó 9 cortes y ya tiene un 2do puesto. Con el putter es un crack y puede encenderse muy fácilmente. Será cuestión de que logre su primer triunfo, sacarse esa mochila y seguir escalando.

Para darles otro dato de color sobre este interesante jugador, es novio hace varios años de Danielle Kang, una de las mejores golfistas del mundo.

“No juzgo mi éxito en el golf por la cantidad de dinero que he ganado; lo juzgo por mi esfuerzo y compromiso”.

Podes tener toda plata del mundo, pero nada se compara con emprender solo tu camino. Es un proceso muy largo y es imposible evitar las turbulencias, porque son males necesarios de ese trayecto. Sufrir y aprender de las derrotas. Crecer a los golpes. Trabajar por muchas horas, soñando con objetivos que suelen parecer inalcanzables.

Todos estos momentos generan una satisfacción muy especial a la hora de las victorias, porque uno entiende el valor del esfuerzo y sabe todo lo que tuvo que pasar para llegar a ese momento. Esto sucede en el deporte, en los negocios, y en la vida.

Su padre trabajó mucho, fue brillante y terminó siendo uno de los empresarios más exitosos de fines de siglo XXI. Maverick eligió otro camino y con los mismos valores persigue la gloria en el golf. Ojalá la alcance.

Por Martín Rodríguez Consoli (@tinchoconsoli)

Maverick con su padre de caddie

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.